KACEROLADAS

welcome

Diálogo de besugas



Antecedentes:
17:15 más o menos, centro de salud de un lugar costero, sólo dos pediatras de tarde con su cupo correspondiente y el Suap (Servicio de Urgencias de Atención Primaria) funcionando desde las 15:00 para urgencias.
M=Madre de un paciente
L=Lakacerola

M-Quiero una cita con el pediatra de urgencias
L-¿Pertenece a este centro?
M-No, soy de x (capital de provincia muy importante y cosmopolita de España, no digo cual para no herir sensibilidades)
L-Pues entonces se tiene que acercar al Suap (le indico dónde, que por cierto está a 25 mts. de distancia o menos)
M-Pero ¿es que no hay un pediatra aquí?
L-Si pero pasan la consulta de sus pacientes, para urgencias de desplazados, si viene por la mañana hay un médico asignado para desplazados y si viene a partir de las 15:00 tiene que ir al Suap.
M-¿y el de urgencias es pediatra?
L-Pues aunque no lo sé (mentira, sí lo sabía) es médico ("grrrññññ" y creo que está suficientemente capacitado para hacer su trabajo) y puede ver a tu hija, si es grave ya te dice lo que hay que hacer.
M-¿Es que por la tarde no hay médico de urgencias?
L-(¡buffffff! ¿cómo se lo explico?) Verás este centro tiene horario ya de verano, y está abierto todavía porque hay dos médicos que no tienen consulta libre (despacho físico) por las mañanas sino ya estaría cerrado, de hecho a partir del 15 hasta final del verano ya se cierra por las tardes y sólo funciona por las mañanas hasta las 15:00, despues Urgencias.
M-Pues que prehistórico, en x (su lugar de procedencia) hay siempre un pediatra de urgencias todo el día.
L-(¡Pues no sé que haces aqui en semejante lugar prehistórico!) Mujer, médico siempre hay, sin atención no se queda nadie.
...
(la mujer se va a urgencias a regañadientes y al cabo de 15 o 20 minutos vuelve)
...
M-Dame cita con un médico para sacar las recetas. (El Suap no hace recetas sólo pone lo que se tienen que tomar en el informe de urgencias)
L-(Sonido de las teclas de ordenador, clap, clap, clap...) Mañana a las xx:xx
M-¿Es que no me las puede hacer el médico que esté aqui ahora? ¿Tengo que echar otro viaje?
L-("O yo hablo en chino o esta mujer es rematadamente...") No, tiene que hacerlas el médico de desplazados ("que para eso está contratado") págalas en la farmacia y mañana le llevas las recetas, te abonarán la parte correspondiente.
M-Pues no me la des tan temprano, dámela un poco más tarde.
L-(Eso, no madrugues mucho que estás de vacaciones y muy tarde tampoco que pierdes algún rayito de sol) Pues te la puedo dar a las xx:xx
M-(Suspirando) Bueno adios.
L-Adios muy buenas.

Moraleja: si vamos a un lugar fuera de nuestra casa, debemos enterarnos primero de los servicios, horarios, etc. que tiene y si encima estamos de vacaciones, creo que sería de recibo amoldarnos a los horarios de los que están trabajando para que todo funcione un poco mejor. En una gran ciudad evidentemente los servicios no son los mismos, hay más población y el tipo de necesidades, al igual que su presupuesto, puede variar sensiblemente. ¿Qué pasaría si todos los habitantes enfermos de una localidad costera acudieran al médico a partir de las 12:00 del mediodía porque han estado de juerga la noche anterior y no les apetece madrugar? ¿O vinieran todos entre las 14:00-16:00 porque por la mañana no se quieren perder el mercadillo y despues de comer quieren tirarse la tarde tumbados en la toalla o con el culo en el agua a remojo sin perderse ni un rayito de sol?
Ya sabemos que la seguridad social la pagamos entre todos, pero eso no es excusa para exigir lo que nos da la gana. Hay unos presupuestos asignados para la sanidad, que varían de una CCAA a otra y en cada una llega para lo que llega, los médicos están repartidos para los diferentes grupos que acuden a un centro y no podemos saltarnos unas normas sólo porque no se acomodan a nuestra hora del aperitivo.
Si todos somos un poco más solidarios en esto, a lo mejor la sanidad u otros servicios no costarían lo que nos están costando y al que no le guste, pues a pagar una privada, que seguro que la tiene a su disposición las 24 horas del día.

(la imágen es de OtroMadrid.org con la licencia de Creative Commons)


7 comentarios:

Menda dijo...

Qué aguante, hija, qué aguante......yo la habría mandado a la mier** hace rato. Te admiro por esa facultad de aguantar......

Por cierto, me das hora para el ginecólogo?

Es bromaaaaaaaaaaa, ajjajaj.

jsele dijo...

entonces a la hora del vermut se pasa o no se pasa consulta?

habeis probado ha poner un chiringinto dentro para que los turistas no echen en falta sus cervecitas?

Enric Pérez dijo...

Creo que la consulta la deberiais poner directamente en el paseo marítimo. Así todos, los enfermos y todo el personal de atención, disfrutarían por igual de la brisa marina (y de las cervecitas, las patatitas, las...)
Un saludo desde una capital de provincia cosmopolita. Ja, Ja, es broma.

Moi même dijo...

Hola, quiero saludar pero al respecto prefiero no empezar porque es el cuento del nunca acabar. Pero si dejarte un besito. Si yo os contára como vá el tema por aquí en las Canary Island......

Kassiopea. dijo...

Pues yo aquí veo otra moraleja. Sin ánimo de ofender a nadie, por supuesto, pero los funcionarios trabajar lo justito, eh? Vamos, que no costaba tanto esfuerzo hacerle una receta a la mujer, pero no, que haga otro viaje y los que hagan falta.

A mí una vez me pasó algo parecido, fui de urgencias y me querían meter con un médico malísimo que había sido el mío y del cual yo misma había solicitado el cambio. La solución, amenazar. Les dije "este tipo a mí no me visita. Yo me voy, si me pongo peor ya hablaremos". Perdieron el culo para darme hora con otro. Porque si niegan la asistencia a alguien que va de urgencias y a esa persona le llega a pasar algo, se les cae el pelo.

Por cierto, la ciudad "X" no empezará por "B", no? jejejeje.

Saludos y gracias por tu visita ;)

Nueve dijo...

Pues, ¿sabes qué te digo? Por aquí dicen dos niños que haces buenos chistes y que escribes muy requetebien. Que trabajes mucho y que no holgazanees, que ganes muchos euros y no los pierdas en tonterías y que si tienes que aguantar a la gente, pues la aguantas, que para eso cobras. Que los demás también aguantamos lo que nos caiga en el trabajo con la diferencia que a unos les pagan sin aguantar a los jefes y a otros aguantándolos.

Un beso grandote, y "hasta luego, cara huevo" dice Javi, Noemí y Victor.

Lakacerola dijo...

Gracias a todos por comentar, con algunos me he reído mucho, a los demás qué voy a decir, todo es mejorable y a Enric Pérez y Kassiopea gracias por entrar en mi blog.
Buen finde a todos.