KACEROLADAS

welcome

El quinto día


Hoy voy a hablar de otro tema parecido al que estoy comentando últimamente sólo que desde una perspectiva literaria. Veréis, me he vuelto a tropezar con otro artículo en el que se menciona que "El metano inunda el Artico"

No me apetece bucear otra vez en los diferentes gases, sustancias o lo que sea que contaminan y calientan la atmósfera, más que nada porque me llevaría bastante tiempo y no es el caso ahora. El artículo hace referencia a otro de fecha de septiembre del 2008. Pues bien hace como cosa de tres veranos leí un libro titulado "El quinto día" de Frank Schätzing y por entonces lo leí como una novela más de los que a mi me gustan, que te enganchen desde la primera página y no puedas soltarlo hasta la última, con buenas dosis de ciencia-ficción aunque también daba bastante respeto porque alguna que otra escena daba la impresión de que podría pasar en cualquier momento. El caso es que leyendo ahora el artículo sobre el metano me ha venido a la mente la novela y cómo el escritor ya contaba lo que podía llegar a suceder.

Después de tres años se me ocurre investigar por internet en qué se basó el escritor para relatar tales sucesos catastróficos, entre otros el comportamiento de los cetáceos tema del que también habla y me encuentro con que la obra goza de una inmensa labor de documentación y atención al detalle. Toma prestada la Teoría de Gaia, del químico, científico independiente, meteréologo, escritor, inventor y ecologista James Lovelock (26/07/1919) que a grandes rasgos viene a decir que la atmósfera y la parte superficial del planeta Tierra se comportan como un todo coherente donde la vida, su componente característico, se encarga de autorregular sus condiciones esenciales tales como la temperatura, composición química y salinidad en el caso de los océanos. Esta teoría la concibió en la década de los 60 y aunque la comunidad científica no le dió mucho crédito al principio, en los últimos 20 años lo están tomando muy en serio.
Para el creador de esta hipótesis, la verdadera amenaza consiste en alterar drásticamente aquellas regiones donde residen los circuitos primarios del control planetario: el cinturón de selvas tropicales y las plataformas continentales.

No me voy a extender más pero sí deciros que el motivo de esta entrada es para invitaros a que leáis el libro los que no lo hayais hecho porque a mí personalmente se me ha puesto la piel de gallina ahora, no hace tres años cuando lo leí, además me tropecé con él al buscar información sobre la energía nuclear y su postura a sus casi 90 años es, según cita la Wikipedia y según una entrevista: "Antiguo opositor al armamentismo nuclear, ahora promueve el uso de la energía nuclear como único recurso para disminuir el abuso de los combustibles fósiles y evitar que el sistema atmosférico llegue a un punto sin retorno que lo desestabilice."
¿Curioso, no?
Artículo : Lovelock y la Teoría Gaia





2 comentarios:

Carmen dijo...

Voy a comprar el libro y a leerlo, espero no asustarme mucho.
Besos

Lakacerola dijo...

Carmen, es un tocho de 1024 pag.pero muy entretenido, este verano en la playa te lo lees, y salvando la parte de ciencia-ficción, el resto guarda un inquietante parecido con la realidad.
Besicos.