KACEROLADAS

welcome

La causa de la crisis en España


Si señor, tal como suena, ya sabemos cual es la causa de la crisis económica en España, no es el ladrillo, ni la poca especialización del mercado laboral español, ni lo que debe tener en la cabeza el Sr. Aznar cuando dijo: "Yo sé cómo salir de la crisis", sino que cómo muy bien dijo por lo "bajini" y pillado "in fraganti" el presidente de la Ceoe, el Sr. Díaz Ferrán:
"El problema no es la crisis, son los años de Zapatero"
O sea, Sres. del gobierno, ni se molesten en aportar nuevas medidas para incentivar el empleo, ni en rebajar impuestos ni cargas sociales a las empresas, ni contraten a un medium para averiguar lo que tiene el Sr. Aznar en la cabeza, LA ECONOMÍA NO SE REACTIVA PORQUE A LA PATRONAL NO LE DA LA GANA, porque no le gusta Zapatero, ni el socialismo, ni las medidas sociales en pro de los más desfavorecidos por la crisis, son de derechas y no nos equivoquemos, para que el obrero tenga unas migajas el empresario tiene que tener un buen festival. Asi que, a menos que el gobierno le dé todo lo que quiere a la patronal y ésta le tiene cogido por los "güev..." no se reactivará la economía, o eso, o que el Sr. Zapatero se vaya del gobierno.
Por tanto, respecto a cual será el trimestre en el que se espera que España empiece a salir de la crisis, yo creo que puede ser una de las dos opciones:
a) si sale adelante una moción de censura en el próximo debate del Estado de la Nación o
b) en las próximas elecciones generales en el 2012.
Claro que siempre cabe la posibilidad de que el actual gobierno le haga más carantoñas a la patronal. ¡Hagan sus apuestas!
http://www.europapress.es/economia/noticia-diaz-ferran-dice-situacion-economica-debe-anos-zapatero-20090506174344.html

1 comentarios:

laperdiz dijo...

Lo del señor Díaz Ferrán es de juzgado de guardia, propone un contrato (según él) indefinido, pero si te despiden (improcedentemente, pues ya se sabe que procedentemente te pueden despedir cuando quieran, o sea, porque sí, porque le da la gana al empresario) apenas tienen que indemnizarte.
¡Coño! ¿entonces para qué me vas a hacer un contrato?
Sólo le deseo una ruina tan grande que tenga que buscarse la vida por las obras pidiendo trabajo, y le hagan un contrato como el que propone.